Iker López Consuegra arquitectura
Se trata del concurso para el diseño y ejecución de un complejo parroquial en Majadahonda, Madrid. Se pretendía crear un nuevo hito en un solar rodeado de importantes vías de comunicación. Se trabajaron conceptos como tránsito, iluminación y sostenibilidad. El complejo se compone de una gran plaza que sirve de elemento articulador, y distintos bloques que reúnen el programa más administrativo, técnico, privado y religioso. Con una clara direccionalidad hacia el elemento más importante, el altar situado dentro del templo. Se consideró importante también revisar elementos tradicionales para darle un uso más contemporáneo. El campanario no solo debía mantener su significado de llamada a los fieles, que en una sitio como la parcela donde se ubicaba es un requisito imprescindible, debía crearse un hito visual que se viese desde todos los puntos de las carreteras que rodean la parcela. Gracias a la altura necesaria para crear ese hito se pudo diseñar un sistema de acequias subterráneas bajo la plaza y que darle al campanario una doble función, la de actuar como chimenea solar para conseguir el confort del templo mientras se reducía significativamente el gasto energético. Año: 2014 Segundo puesto. www.morula.es
inicio bio colaboraciones publicaciones contacto
madrid 2015/16
Se trata del concurso para el diseño y ejecución de un complejo parroquial en Majadahonda, Madrid. Se pretendía crear un nuevo hito en un solar rodeado de importantes vías de comunicación. Se trabajaron conceptos como tránsito, iluminación y sostenibilidad. El complejo se compone de una gran plaza que sirve de elemento articulador, y distintos bloques que reúnen el programa más administrativo, técnico, privado y religioso. Con una clara direccionalidad hacia el elemento más importante, el altar situado dentro del templo. Se consideró importante también revisar elementos tradicionales para darle un uso más contemporáneo. El campanario no solo debía mantener su significado de llamada a los fieles, que en una sitio como la parcela donde se ubicaba es un requisito imprescindible, debía crearse un hito visual que se viese desde todos los puntos de las carreteras que rodean la parcela. Gracias a la altura necesaria para crear ese hito se pudo diseñar un sistema de acequias subterráneas bajo la plaza y que darle al campanario una doble función, la de actuar como chimenea solar para conseguir el confort del templo mientras se reducía significativamente el gasto energético. Año: 2014 Segundo puesto. www.morula.es
madrid 2015/16
Se trata del concurso para el diseño y ejecución de un complejo parroquial en Majadahonda, Madrid. Se pretendía crear un nuevo hito en un solar rodeado de importantes vías de comunicación. Se trabajaron conceptos como tránsito, iluminación y sostenibilidad. El complejo se compone de una gran plaza que sirve de elemento articulador, y distintos bloques que reúnen el programa más administrativo, técnico, privado y religioso. Con una clara direccionalidad hacia el elemento más importante, el altar situado dentro del templo. Se consideró importante también revisar elementos tradicionales para darle un uso más contemporáneo. El campanario no solo debía mantener su significado de llamada a los fieles, que en una sitio como la parcela donde se ubicaba es un requisito imprescindible, debía crearse un hito visual que se viese desde todos los puntos de las carreteras que rodean la parcela. Gracias a la altura necesaria para crear ese hito se pudo diseñar un sistema de acequias subterráneas bajo la plaza y que darle al campanario una doble función, la de actuar como chimenea solar para conseguir el confort del templo mientras se reducía significativamente el gasto energético. Año: 2014 Segundo puesto. www.morula.es
madrid 2015/16
Se trata del concurso para el diseño y ejecución de un complejo parroquial en Majadahonda, Madrid. Se pretendía crear un nuevo hito en un solar rodeado de importantes vías de comunicación. Se trabajaron conceptos como tránsito, iluminación y sostenibilidad. El complejo se compone de una gran plaza que sirve de elemento articulador, y distintos bloques que reúnen el programa más administrativo, técnico, privado y religioso. Con una clara direccionalidad hacia el elemento más importante, el altar situado dentro del templo. Se consideró importante también revisar elementos tradicionales para darle un uso más contemporáneo. El campanario no solo debía mantener su significado de llamada a los fieles, que en una sitio como la parcela donde se ubicaba es un requisito imprescindible, debía crearse un hito visual que se viese desde todos los puntos de las carreteras que rodean la parcela. Gracias a la altura necesaria para crear ese hito se pudo diseñar un sistema de acequias subterráneas bajo la plaza y que darle al campanario una doble función, la de actuar como chimenea solar para conseguir el confort del templo mientras se reducía significativamente el gasto energético. Año: 2014 Segundo puesto. www.morula.es
Iker López Consuegra
arquitectura
inicio
colaboraciones
publicaciones
contacto
bio
madrid 2015/16